Los bancos no lo ocultan, pero no lo anuncian. Así puede ahorrar miles en la hipoteca de su casa

Uncategorized

POR SARAH MORENO

smoreno@elnuevoherald.com

29 de noviembre de 2018 02:59 PM

Actualizado 10 horas 46 minutos

Aunque diciembre es un mes de muchos gastos, también es la época del año en que se puede tomar una decisión financiera inteligente que beneficia a la mayoría de estadounidenses que han pedido dinero prestado al banco para comprar una casa.

Se trata de una información que muchas personas desconocen, y que los bancos, prestamistas o agentes de hipoteca no la comunican con claridad.

Si quiere pagar el préstamo hipotecario más rápido y ahorrarse miles de dólares en intereses a largo plazo, al llegar diciembre puede apretarse el cinturón y mandar un pago de hipoteca extra al año.

Este es el momento de utilizar un bono o algún dinero adicional –un regalo, por ejemplo– para hacer el pago extra.

Lo importante es especificar en el comprobante de pago que envía con el cheque o en el pago por internet, que esa suma extra se debe destinar al principal, para evitar confusiones.

El pago mensual de la hipoteca se divide en principal (la cantidad que pidió prestada y que debe pagar a determinado interés), los intereses (los cargos del prestamista por el préstamo), los impuestos (property tax) y el seguro de la propiedad (homeowner’s insurance).

Los primeros 10 años, la mayoría del pago mensual se destina a pagar los intereses del préstamo, señala Leo González, corredor de CMG Financial, un banco de California con sucursales en el sur de la Florida.

A partir del onceno año es que comienza a amortizarse la hipoteca y por lo tanto se ve un descenso en lo que debe. Hasta entonces el grueso de los pagos iba a los intereses, es decir, a pagarle al banco por el riesgo de prestar dinero.

Este fin de año es la oportunidad de comenzar en el 2019 otra vía para ahorrar en intereses.

González sugiere la opción de pagar la hipoteca cada dos semanas, que en realidad no sería un pago extra que saldría de su bolsillo, sino que solo está diviendo el mismo pago mensual en dos partes. Por ejemplo, si el pago mensual es de $1,500, al dividirlo se pagaría $750. Esto suele ser muy conveniente porque la mayoría de las personas cobran su salario cada dos semanas.

“En vez de hacer 12 pagos al año, se hacen 13 y así se acorta en siete años la vida del préstamo, lo que representa un ahorro considerable”, añade González, quien considera que de esta manera las personas tienen otra opción, porque ya no tienen que refinanciar para bajar el interés, lo que por lo general conlleva gastos,

Otra posibilidad es enviar una suma extra mensual para destinarla al principal. Por ejemplo, si recibe un préstamo de $150,000 a 30 años y a un interés del 3.75 por ciento, pagaría $100,000 adicionales en intereses. Si envía $100 al mes además de su pago regular, se estaría ahorrando $25,000 en intereses y terminaría de pagar el préstamo seis años antes.

También puede disminuir el pago mensual tratando de quitar el Private Mortgage Insurance (PMI), el seguro del prestamista en caso de impago de hipoteca. En los préstamos FHA, no se puede eliminar el PMI a menos que refinancie. Pero en los préstamos convencionales, se retira cuando se ha pagado el 22 por ciento de lo que se debe. También puede solicitar una evaluación del valor de su propiedad (appraisal) y si ya tiene un valor acumulado (equity) de 20 por ciento, puede pedir al banco que le retire el PMI.

Siga a Sarah Moreno en Twitter: @SarahMorenoENH